Noticias

II Enoescapada Mendoza´s Experience

El pasado mes de Marzo, recibimos la llamada de nuestro cliente y amigo Pepe Mendoza, comentándonos que estaba organizando por segundo año, una jornadas de puertas abiertas de la bodega, en la que habría diferentes talleres relacionados con el sector vinícola, y que le gustaría que uno de esos talleres fuera sobre el corcho, pues de esta manera  entendía él que cobraría  fuerza la inclinación que se tiene en la bodega por la defensa del tapón de corcho como cierre natural para sus vinos, frente a otros existentes en el mercado.

La idea nos pareció excelente y rápidamente nos pusimos a trabajar en la preparación  del  taller del corcho.

Estas Jornadas  organizadas por Bodegas Mendoza  se han celebrado por segundo año consecutivo  durante los días 29,30 y 31 de Marzo, y han logrado todo un éxito en cuanto a organización, asistencia de personas, calidad del evento, profesionalidad del personal de bodega  que atendió el mismo y el disfrute de los asistentes  tanto por  la variedad de los excelentes  vinos de la bodega que se degustaban durante la jornada, como por el  entorno paisajístico que cuenta la bodega. 

En cuanto al taller del corcho, hemos de decir que quedamos gratamente impresionados por el interés de las personas en conocer los procesos de elaboración de un tapón de corcho, datos del sector, peculiaridades del bosque alcornocal, ubicación del mismo, etc. y , sobre todo,  algo que nos llenó de alegría y satisfacción como fue escuchar a la inmensa mayoría de las personas hacer un alegato en defensa del tapón de corcho: la preferencia de las personas por esta opción de cierre para los vinos era clamorosa.

Estas jornadas y eventos  ayudan claramente a difundir y disfrutar de un elemento cultural y gastronómico propio de nuestra forma de vivir, como es el vino.  Por ello, desde estas líneas, animamos a las bodegas a que se sumen a desarrollar actos como estos en pro del conocimiento y cultura del vino.


En cuanto a las Bodegas Enrique Mendoza, decir que no podemos dejar pasar esta oportunidad sin felicitar a los hermanos Mendoza, Pepe y Julián, por la genial idea de este evento, a Carmen y a todo el equipo de personas que componen la plantilla de esta bodega, que con tanto cariño y amabilidad han sabido atender y colaborar para que las miles de personas que asistieron a este evento durante los tres días se sintieran a gusto; nosotros nos sentimos como en casa y disfrutamos doblemente difundiendo los conocimientos sobre el corcho y escuchando las diferentes opiniones de las personas.